sábado, 17 de junio de 2017

¿No se dan cuenta de que no los quieren?

Si uno está en casa ajena y es mal mirado lo que se debe hacer es coger puerta, largarse y no ponerse a lloriquear. La Guardia Civil española está mal vista, tiene mala fama, desde que la fundara un Duque (imagen: a caballo entre dos de los antepasados de Felipe de Franco), lo que ocurre es que quienes reescriben la historia han logrado convencer a muchos de lo contrario, incluso a la propia Guardia Civil. 

La Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC) ha criticado al ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, por no haber intentado que se prohíba la celebración este sábado del 'Fan Hemendik', el acto de acoso organizado por la izquierda abertzale para exigir la marcha del Instituto Armado de la localidad guipuzcoana de Oñate.

La asociación ha manifestado que el Gobierno ha dejado "abandonados" a los guardias civiles de Oñate, ya que no ha ordenado a la Fiscalía actuar para evitar la concentración que cada año tiene lugar ante la Casa Cuartel del municipio.

"Todos sabemos lo que va a pasar, porque no se molestan en ocultar sus intenciones: acoso y persecución al guardia civil y todo lo que tenga que ver con él, como sus familias", ha asegurado la AEGC.

Los agentes han lamentado que el ministro del Interior "ni siquiera se haya molestado en presentar un mísero escrito por si judicialmente hubiera algún ilícito penal" en la manifestación programada. "Se ha tomado tiempo para decir públicamente que él defiende la libertad de expresión, pero a los guardias civiles de Oñate y a sus familias les ha dejado literalmente tirados", han lamentado.

La AEGC ha afirmado que este sábado se escenificará en Oñate "una nueva pantomima para intentar amedrentar y amenazar a los guardias civiles" y también a sus familias por parte de "unos aprendices de supuestos 'gurdaris' con indudables reminiscencias de la no desaparecida 'kale borroka'". Se preguntan además si la Ertzaintza y la Policía Local "volverán a dejar sin protección el recinto", como -aseguran- ocurrió el pasado año, cuando los manifestantes lanzaron botes de humo al interior de las instalaciones.

gaceta.es

1 comentario:

Anónimo dijo...

Y porque no crean una policia que no sea odiada por el pueblo, se supone que en una democracia o gobierno del pueblo no lo sean.
O se aferran a que como antañolos polis sean lacayos de los que tienen dinero.